DOMINGO FAUSTINO SARMIENTO (Argentina 1811 - 1888)

Recuerdos de provincia (fragmento)

"Las publicaciones periódicas son en nuestra época como la respiración diaria; ni libertad ni progreso, ni cultura se concibe sin este vehículo que liga a las sociedades unas con otras y nos hace sentirnos a cada hora miembros de la especie humana por la influencia y repercusión de los acontecimientos de unos pueblos sobre otros. De ahí nace que los gobiernos tiránicos y oriundos necesitan, para existir, apoderarse ellos solos de los diarios y perseguir en los países vecinos a los que pongan de manifiesto sus inseguridades. "

martes, 28 de julio de 2009

UNA BIBLIOTECA ES UN PARAÍSO CON LIBROS

Tal vez si Adán y Eva se hubieran conocido bajo una biblioteca otro hubiera sido su destino…
Aunque podría haber sido igual, según el libro elegido, la historia leída, lo sugerente de las imágenes.
Divago al respecto sin tener en cuenta la evolución del Ser Humano, del idioma, de los signos o dibujos.
Tal vez ella le hubiera tirado el más grande por la cabeza cuando él protestaba porque no estaba lista la comida.

Biblioteca del Congreso de la Nación

O quizás se hubiera sonrojado cuando él le mostrara el del arte de amar, aunque, muy femenina, la curiosidad hizo que se plegara a tan tentador requerimiento…
Tal vez no entendían ni jota de lo que allí decía, por eso al ver la ilustración del paraíso, se sorprendieron y ella simplemente hizo lo que vio… ofrecerle la manzana ya que no sabía leer.


Por lo tanto hago hincapié en que hay que estudiar, leer y si es posible saber latín o griego, no se puede ir a la biblioteca sin saber, pues las láminas se pueden interpretar desde varios puntos de vista.
A mí me inspiró ir a la biblioteca, miré a mi alrededor e hice esta breve poesía que tal vez pueda borrar la mala impresión de mis divagues.


De lo que estoy segura es que sí:

UNA BIBLIOTECA ES UN PARAÍSO CON LIBROS
----------------------------------------------------
BIBLIOTECA

En el silencio multiparlante de los libros,
se inicia una conversación muda.
El lector, inmóvil en el sillón, se mueve
por montañas por valles y por mares.
La mágica palabra lo acompaña,
y sin decirle nada, dice todo.
Biblioteca: referencia de autor, número, clave,
intimidad, silencio y mil palabras.

11 comentarios:

tia elsa dijo...

Rosa Maria tus divagues como dices nos hacen pensar, reflexionar y por último nos delietas con una poesía preciosa. Es asi la magia de los libros puede transportarnos con la imaginación a distintos lugares, vivir aventuras, saborear vinos, labios y lo mejor inventar los personajes a nuestro gusto. Besos tía Elsa.

Manel Aljama dijo...

Y si hubiesen encontrado el Kama-Sutra o algún libro erótico japonés...

Me ha encantado esto: "Tal vez ella le hubiera tirado el más grande por la cabeza cuando él protestaba porque no estaba lista la comida."
Me encanta el ambiente de la biblioteca. Sin las bibliotecas y sin los libros no seríamos como somos. Me acuerdo de "El nombre de la Rosa" (en el filme), cuando el monje asesino de lectores de libros prohibidos confiesa: "si la gente lee deja de tener miedo y si deja de tener miedo deja de creer..."

Conversaciones de todo dijo...

Rosa Maria esta bonito esta bonito escrito.

Esperanza dijo...

Hola Rosa María! ¿Cómo andas con los dedos? ¿Ya te quitaron el yeso? Qué faena no?

Por lo que veo, debe irte bien, porque lo que escribes es precioso. Me ha gustado el poemita, sobre todo la última parte... es que es eso justamente lo que a una le viene a la cabeza cuando piensa en una biblioteca: "referencia de autor, número, clave,
intimidad, silencio y mil palabras".

Y también me ha hecho mucha gracia con lo de que Eva le tiraría el libro más grande cuando Adán se quejara porque la comida no estuviera hecha, jejeje, además que seguro que sería lo que pasara en la realidad...

Un abrazo grande

Franziska dijo...

Es curioso como la costumbre nos hace aceptar hechos como el de que Eva era la encargada de prepararle la comida a Adán, cuando en realidad eso, una vez abandonado el Paraíso, quizá lo estableció Adan para que Eva se entretuviera y no se entredara en peligrosas amistades...

Todo es una broma porque yo empiezo porque me cuesta trabajo creer que alguna vez existió el Paraíso y todo ese cuento de la culpa de Eva que si no fuera tan mala no habría pasado nada y aún estarían allí, un poco aburridos, quizá, sin nada que hacer y sin tener hijos a quien educar aunque supongo que habrían terminado por inventar el divorcio.

Roberto Malasquez dijo...

..que bella reflexión..tambien me hizo sonreir eso del libro por la cabeza.me hizo recordar a mi hermano profesor de literatura que lee mucho.

Alma Mateos Taborda dijo...

Qué bello lo que has escrito! Invita a pensar y reflexionar profundamente. Estupendo. Felicitaciones!

Alma Mateos Taborda dijo...

Qué bello lo que has escrito! Invita a pensar y reflexionar profundamente. Estupendo. Felicitaciones!

Eli dijo...

Tus divagues son deliciosos, y ahora son mis divagues.
El poema es exquisito.

...Y casi como dijo Manel Aljama: Con la biblioteca y con libros yo no sería como soy. ¡Y hoy lamento tanto no haber leído más!

¡Un abrazo!

Manel Aljama dijo...

Tras un paréntesis vacacional muy breve, en el que no he parado, he vuelto a la biblioteca con otro texto. Recién me acabo de enterar una bilblioteca pública ha rechazado una encilopedia (por desfasada). O sea, que las enciclopedias tienen que ser "el último grito" y reflejar el último mandamás. La parte de cultura general y vocabulario ¿no sirve? Mientras no empiecen a rechazar libros...

RosaMaría dijo...

tía elsa. esperanza.
manel aljama. franziska
conversaciones de todo. eli...
roberto malasquez. alma mateo.
manel nuevamente.

sus valiosos aportes completan mis ideas, gracias por su compañía y aliento.
puedo escribir grande y sin privarme.
los quiero.