miércoles, 27 de abril de 2011

LAS MÁSCARAS

La juerga terminó.
Copas y fazos, naipes y mentiras.
Chistes repetidos y escaramuzas fallidas.
Mujeres y más mentiras.
Vuelvo un poco bajoneado a casa, es como si no quisiera llegar.
Apresuro mis pasos.
El eco en el empedrado los multiplica como si otros pasos me siguieran.

Abro la puerta.
Al subir las escaleras su hueco sonido a madera gastada y despintada parece más profundo.
No cuento los escalones, sé que son ochenta.
Llego a la puerta de mi cuarto justo cuando se apaga la luz automática.
Abro y escucho el característico ruido de los goznes.
El silencio me pesa tanto que parece que hubiera ruidos.

Entro.
Veo la casa desprolija. La siento como ajena, aunque mía…
El espejo de la entrada refleja una imagen trasnochada, casi triste.
Observo mi rostro como si fuera la primera vez.
Como si las máscaras hubieran caído una a una veo ironía y displicencia.
Sigo enfrentándome a mí mismo con el juicio descarnado del que llega al final.

El silencio lo invade todo, solo combinan sus tonos los silbidos de mi respiración que marcan el ritmo impuesto por mis pulmones fumadores.
Hasta el sombrero ladeado exagera su gesto acentuando la expresión agobiada que quiso ser irónica.
Al mirar alrededor, un desorden gris, desdibujado como mi vida, exacerba mi soledad.

Vuelvo la cara hacia el espejo, quiero sonreír y no puedo, no tengo más expresiones para utilizar.
Un gesto de sobresalto y de dolor me devuelve las sensaciones.
¡Sigo en el mundo de los humanos!
Mi cuerpo sale de su abulia y en un pequeño amago de movimiento se tensa.
Mi pecho estático aspira, profundo.
Se acentúa el silbido en mis pulmones.
El sombrero se desliza hacia el suelo como por un tobogán.
El reflejo rápido hace que mi mano se abra con bronca dejando caer el cigarrillo que quema mis dedos.
El pie, con su ritual acostumbrado, lo tritura lenta, fuerte, parsimoniosamente.

Me miro nuevamente en el espejo…
Se acabaron las mentiras.
Ahora hay una máscara de dolor en mi rostro...

jueves, 21 de abril de 2011

(Cactus de Pascua de Resurrección)



En este controvertido vivir diario lleno de obligaciones, exigencias, maldad, soberbia, sacrificio, amores y desamores les deseo simplemente que, por lo menos en nuestro entorno, haya:


PAZ, COMPRENSIÓN, CONFRATERNIDAD, AMOR, UNA GRAN DOSIS DE TOLERANCIA, MUCHA SERENIDAD, EQUIDAD Y BUENAS INTENCIONES, TODO EL AÑO.


Todo ello para con nosotros y para con los demás.

martes, 5 de abril de 2011

EL TERREMOTO Y LA ESPERANZA


He recibido noticias de mi amiga-hermana. Alegría y dolor se conjugan en estas líneas que transcribo.
Como verán todo no terminó con las últimas noticias de cada terremoto hay mil historias que se tejen y que continúan en un camino contradictorio entre la esperanza, la pérdida y el dolor de que no quede nada. En algunos casos ni siquiera vidas humanas que es lo realmente irreparable.
Amo y sufro pero también estoy feliz por mi amiga que es un ejemplo de resiliencia.

Querida Hermana,

Esta historia se puede aplicar a mí. En mi vida hubo muchos cambios desde que deje España.

Primero, aquí en Christchurch siempre me sentí muy a gusto, a pesar del terremoto del 4. 9. 2010.
El terremoto de hace 5 semanas fue terrible, sacudiendo la vida de todos. Los antiguos edificios emblemáticos quedaron destruídos, calles, etc. todo levantado. La casa de mi hermano, la cual no había sufrido daños la primera vez, esta vez quedo destruída. Como sabés dormimos en el coche, porque la casa se iba a desplomar.

El 14 de Febrero mi hermano me puso en una página donde se busca pareja. El día siguiente me contactó un holandés, y quedamos en tomar un café junto al mar. Quedamos tres días después para cenar en el centro de la ciudad en un sitio que quedó destruído, muy romántico, con velas, m
usica suave....exquisito.
Me invito para tres días después ir a ver delfines y ballenas en un barco, y el día anterior vino el terremoto. 22.2.2011. Ya no pudimos salir, no hubo carretera, agua, luz, teléfono ni casa. Cuando por fin pude contactar con él, dijo: ven, no duermas en el coche, necesitas ducharte y yo tengo una habitación sin utilizar.


Realmente, y puede sonar absurdo, ya nos habíamos enamorado (¿amor a primera vista?)
Hablamos, y el dijo que hubiésemos terminado juntos de todos modos, que él no iba a esperar más de dos meses en pedirme que viva con él porque me veía nerviosa (pues sí, asustadita me tenía después de no tener a nadie durante 20 anos)
El nació en Holanda y vive desde 1964 en Nueva Zelanda, se separó de su primera esposa porque era ezquisofrénica y su segunda compañera, holandesa también con la que no se casó, murió hace dos años y él se sentía muy solo y buscaba alguien desde Octubre 2010.

Ya me presentó a sus hijos, hermanos y amigos. Tiene 77 años y no los representa, sabes que yo tengo 64 ahora.

De momento estoy trabajando de noche (23.00 a 08.00) en una Residencia de ancianos. Tenemos 100 residentes, y yo trabajo principalmente en demencia, estoy estudiando para mi diploma en demencia, alzheimer, delirio y depresión. Mis jefes quieren que estudie porque creen que soy la persona ideal para demencia profunda, dicen que con mi voz suave y sosegada calmo su agresividad y los tranquilizo. Realmente conmigo nunca nadie ha sido agresivo, otros empleados no pueden decir lo mismo.

Lo único que me tiene descolocada ahora es mi permiso de trabajo. No dan permisos a mayores de 45 años y como el terremoto destruyó muchos centros de ancianos, hay un montón de gente en la calle buscando trabajo. El nuestro quedó dañado, pero no quieren cerrarlo porque no saben donde llevar a los ancianos.

No volví al centro de Christchurch y no quiero ver imágenes de la destrucción en la tele porque me hacen llorar. Christchurch nunca será la misma porque tienen que quitar todos los edificios antiguos y tardaran por lo menos 15 años en reparar los daños (tuberías de agua y desagüe, luz, etc.)
Hay miles de WC's portátiles en la calle, muchísimos no tienen agua y hay zonas donde no se construirá nunca más, por la liquidificación. Muchos dicen que se debería construir una nueva ciudad en tierra sólida, porque esto es un Senegal y las montañas alrededor no sirven porque son volcánicas, la tierra cede y hay corrimientos y en parte también se han hundido y agrietado.
Nueva Zelanda está atravesada por una falla con Australia, creo que es la del Pacífico y desde hace 50 años esperan un enorme terremoto, pero más bien en los Alpes y no en la ciudad. La cosa es que no creen que estos terremotos son de la magnitud que ellos esperaban, esperan unos mas fuertes aun.

Y aquí estoy, en medio del caos, con una persona que me ama, me calma y me coge en sus brazos cuando tengo miedo y pesadillas. Es lo mejor que me pudo haber pasado.

Bueno, querida hermana, espero que tu también encuentres la felicidad, puesto que das tanta felicidad a tantísima gente. Estoy profundamente agradecida por todo lo que me mandas en E-mails y amor.........

Bezasos
Borghild

PIZZA DE POLENTA PARA UN DÍA FRÍO

Un lecho de polenta sobre molde enmantecado. Mate y galletitas con queso crema y dulce de naranjas amargas para la cocinera. Pre...