sábado, 13 de enero de 2018

TRES HAIKÚ PARA COMENZAR EL AÑO




Cactus y espinas
bella flor nos brindará
breve y fugaz.
11-01-2018


Verde la albahaca
olorosa y pródiga
siempre es un festín.


Ave que fugaz
al trinar cerca de mi.
Llega y se va.


martes, 2 de enero de 2018

COMENZAR EL 2018

Al fin arreglaron la computadora. No podía ver los viejos C.D. que tenían todo lo escrito en La Coruña.

Me asombré con algunos, tanto poesía como prosa, estoy tan alejada de pintura, piano y escritura que pensé en ir poniendo algunos viejos escritos de a poco a ver si vuelve mi creatividad.

Desde mi llegada hubo varias dificultades, tanto de adaptación después de tantos años fuera del país como de esfuerzos por poner la casa en condiciones con el lío que eso trae de materiales y personas trabajando. Eso me dejó un poco agobiada y tuve unos problemas de salud.
Luego dediqué tiempo a viajar y no fui capaz de tomar notas de esos viajes.

En realidad me estoy disculpando y reprochando a mí misma y aunque ahora mi tiempo está repartido entre plantas, amigos y vagar me molesta precisamente esa vagancia y el no retomar pinceles, lápices o teclado...

Todo tiene sus etapas y evidentemente no es mi momento para ello, así que decidí poner escritos y experiencias que hice y tuve en La Coruña.

Y aquí va el primero, que precisamente tiene que ver con las fiestas y posiblemente fue escrito en el año 2000:

LLAMADO DE MEDIANOCHE

   Me despertó el sonido del teléfono. Me levanté a tientas... no me molestaba la oscuridad, sólo la incertidumbre de ese llamado intempestivo; rápidamente, mientras avanzaba como entre nubes de algodón y tanteando el vacío, varias ideas cruzaban por mi mente y al mismo tiempo apuraba mis pasos sorteando la esquina de la cama, la puerta entornada y las hojas de la palmera que acariciaron mi brazo. Esto me dio seguridad, nos entendemos pues yo le doy amor. 

Le gané al contestador telefónico y levanté el auricular con la certeza de que era él. 

Al otro lado del teléfono la voz de mi hermano preguntaba: -¿”Estabas durmiendo? ¡¡Feliz Año Nuevo!!  

Le sonreí a mi intuición.



domingo, 31 de diciembre de 2017

FELIZ AÑO NUEVO!!

Con el tiempo....

Con el tiempo uno aprende la sutil diferencia entre sostener
una mano y "encadenar" a otra persona y tambien, que el amor no significa
apoyarse en alguien, y que una compañía no significa seguridad,
y uno empieza a aprender...
Que los besos no son contratos y los regalos no son promesas
y uno comienza a aceptar las "derrotas" con la cabeza alta y los ojos
abiertos, con la compostura de un adulto y no con el rostro afligido de
un niño, y uno aprende a construir todos sus caminos en el hoy, porque
el terreno de mañana es demasiado impermanente para hacer planes...
Con el tiempo se aprende que incluso los agradables rayos del sol queman,
si te expones demasiado a ellos.
Por leso...

Siembra tu propio jardín y decora tu propio "espiritu", en lugar de esperar
que alguien te traiga flores. Así aprenderás que puedes sobrellavarlo todo
y que en verdad eres fuerte.

Y con el tiempo aprendes que estar con alguien porque te ofrece un buen
futuro,
significa que tarde o temprano querrás volver a tu pasado......

Con el tiempo comprendes que solo quien es capaz de amarte con tus
defectos y sin pretender cambiarte, puede brindarte toda la felicidad que
deseas.

Con el tiempo te das cuenta de que si estás al lado de esa persona sólo por
acompañar tu soledad, irremediablemente acabarás no deseando volver a verla.

Con el tiempo aprendes que las palabras dichas en un momento de ira pueden
seguir lastimando a quien heriste, durante toda la vida.

Con el tiempo aprendes que disculpar cualquiera lo hace, pero perdonar es
sólo
de grandes almas .

Con el tiempo te darás cuenta de que cada experiencia vivida con cada
persona
es irrepetible.

Con el tiempo te darás cuenta de que el que humilla o desprecia a un ser
humano,
tarde o temprano, sufrirá las mismas humillaciones y desprecios
multiplicados.

Con el tiempo comprendes que apresurar las cosas o forzarlas a que pasen
ocasionará que al final no sean como debia ser.

Con el tiempo te das cuenta de que en realidad lo mejor no era el futuro,
sino el momento que estabas viviendo justo en ese instante.

Con el tiempo verás que aunque seas feliz con los que están a tu lado,
añorarás terriblemente a los que ayer estaban contigo y ahora se han
marchado.

Con el tiempo aprenderás que intentar perdonar o pedir perdón, decir que
amas,
decir que extrañas, decir que necesitas, decir que quieres ser amigo,...ante
una tumba,
ya no tiene ningún sentido.

Pero desafortunadamente,..... sólo con el tiempo.


VICTOR HUGO

martes, 7 de noviembre de 2017

A PESAR DEL TIEMPO

Rosas a la espera, nobles. Aún sin agua siguen abriéndose al sol, a la luz, esperando que alguien se asome a esa puerta añeja y despintada aunque no exenta de belleza.

También la canasta espera. Canasta que ha contenido frutas, verduras, carnes, pescado, regalos y hasta un gato recién nacido traído de contrabando en algún autobús.

A pesar de que la puerta está cerrada conserva la dulzura de viejos colores que la alegraron en su momento.

La mano que dejó allí esa canasta florida, puso mucho amor, está a la espera.

Todo perdura a través del tiempo y lo que fue bueno, sigue siendo bueno. 

jueves, 2 de noviembre de 2017

MARÍA MARTA SERRALIMA

Hoy se despidió para siempre esta gran cantante argentina a quien dedico este homenaje pues fue una de mis favoritas.

Admirada y aplaudida en varias partes del mundo, su voz y su sensibilidad para cantar cautivó a una gran parte de público en el mundo.

Dejo el enlace para que disfruten de una de mis canciones favoritas.

https://www.youtube.com/watch?v=lBd39kTYVmM

Otra escucha de "A mi manera" con la suavidad de su voz;

https://www.youtube.com/watch?v=2xBZkrwSf-I

Deseo que las disfruten

miércoles, 25 de octubre de 2017

JUAN RAMÓN JIMENEZ

(Fotos de Wikipedia)



El hombre

por Adolfo Morales

Varios escándalos sexuales, un suicidio, la pérdida de la confianza de algún que otro amigo, y diversas aventuras hasta llegar a su amor definitivo son el bagaje impetuoso, apasionado y casi desbocado del poeta. 
Juan Ramón buscó incesantemente en sus sucesivos idilios el encuentro definitivo con la mujer ideal.

Hace algunos años visitando la Casa Museo de Moguer, una vitrina y unos objetos discretamente situados hablaban de una mujer, de otra que no fuese Zenobia, y así descubrí justo lo que esperaba, al hombre despojado de su prosa.

Fui buscando a J. Ramón (como firmaba en sus comienzos) y tropecé con Marga Gil Roësset, y después con sus otras mujeres: Blanca Hernández-Pinzón, Susana Almonte, Carmen Rasco, “las moguereñas”, las francesas: Jeanne Roussié y Francina, las tres novicias: Pilar Ruberte, Filomena y Amalia Murillo, Louise Grimm, y finalmente Zenobia, su amor definitivo.

Varios escándalos sexuales, un suicidio, la pérdida de la confianza de algún que otro amigo, y diversas aventuras hasta llegar a su amor definitivo son el bagaje impetuoso, apasionado y casi desbocado del poeta. 
Juan Ramón buscó incesantemente en sus sucesivos idilios el encuentro definitivo con la mujer ideal.

“Una mujer bella e inteligente, vale más que un hombre de genio; una mujer solamente agradable vale más que un hombre culto”.

El amor carnal que parece tan ajeno a Juan Ramón, irrumpe en escena, al rescatarse de un olvido más o menos forzado y gracias a las investigaciones llevadas a cabo por el profesor José Antonio Expósito Hernández y su prolija investigación a caballo entre el archivo familiar del poeta, el Archivo Histórico Nacional de Madrid y la Sala Zenobia Juan Ramón Jiménez de la Universidad de Puerto Rico, la obra Libros de Amor publicada en 1913, que el poeta escribió cuándo contaba treinta años, entre 1911 y 1912, siendo su obra más sensual y erótica, y por ende la más humana. 
Zenobia Camprubí en el otoño de 1913 lo retiró de la imprenta por encontrarlo inconveniente y así quedó hasta que fuese devuelta a la luz en 2007 por Linteo Poesía de la mano de Expósito.

Hacia 1903 comienza el poeta una especie de diario, casi secreto de su relación con las mujeres, el sexo y en ocasiones la obsesión por turbar todas las reglas sociales.
La muerte de su padre y su proverbial melancolía le llevan primero a la Maison de Santé dirigida por el psiquiatra Gastón Lalanne esposo de Marie Roussié.

Memorias de Marga Gil Roesset.
De la francesa Marie Roussié, una mujer casada, escribiría: 

Tu sexo negro, suave como un plumón de pájaro,  entre las sedas blancas, amarillas y malvas / era como un faro de sombra para mis ojos / en un revuelto mar de tibias olas pálidas…
Y también Tus dos pechos desnudos, con la ardiente señal de mis labios saciados / eran violentamente con los pezones rosas adornados de sombra, / morenos al reflejo sangriento del poniente…

Cuando estuvo posteriormente en La Casa de Salud de Nuestra Señora del Rosario atendido por la Congregación de las Hermanas de la Caridad de Santa Ana, él mismo nos descubre sus lances con aquellas monjas que le cuidaban, a tres de las cuales enamoró, sedujo y escandalizó.
“Esta noche me acuerdo con honda melancolía del Sanatorio, de aquel cuartito mío que daba al jardín y a la fuente, y de la hermana Pilar Ruberte. 

Hermana, ¿qué tienen tus ojos para mi alma? ¿Luz? ¿Amor? ¿Ternura?… Tú me llamabas dulcemente. Las demás hermanas con su cariño oficial me llamaban Juanito… tú no. Cuando venías hacia mí, sonreías, y con tu bella voz velada me decías Juan. Y me mirabas con luz y yo te miraba. Y tú me mirabas fijamente…”.
 
Primera edición (Año 1914)

Durante su estancia en el Sanatorio del Rosario de Madrid hacia 1901 contando diecinueve años entabla amistad con las novicias más lozanas y termina encaprichándose especialmente de la hermana Pilar que recién cumplía veinte años y a quien llamaba “Mi Venus de Milo” , de ella escribió:

 “Hermana Pilar, ¿tienes aún tan negros tus ojos? ¿Y tu boca tan fresca y tan roja? Y tus pechos… ¿cómo tienes tus pechos? Ay! ¿te acuerdas cuando entrabas a las altas horas en mi cuarto, cuando me llamabas como una madre, cuando me reñías como a un niño? ¿No recuerdas que yo te hablaba siempre lleno de tristeza?…”

La Hermana Pilar Ruberte, tuvo que ser trasladada de convento por el “escándalo ocasionado”.

“Cuando huía, en un vuelo de tocas trastornadas
de la impetuosa voluntad de mi deseo
se refugiaba en un rincón, como una gata…
pero sus uñas eran más dulces que mis besos…
Y en la proximidad ardiente del placer de su carne
me incendiaba el olor de todos sus secretos…”.

Todos esos romances fueron un constante rumor de la época y aún quince años más tarde la madre de Zenobia Camprubí los utilizaba como argumento para tratar de impedir la boda de su hija con Juan Ramón.

Pero si estos fueron delirios, ya casado con Zenobia, el suicido de Marga Gil Roësset marca un punto de inflexión en este juego de influjo y seducción que una veces buscado y otras de un modo inadvertido envuelven al poeta.

Marga era una escultora de la época, muy joven apenas 23 años y él 50, encantadora, de belleza turbadora, con gran proyección  y posibilidades en la corriente Modernista de la época. Llega al poeta de la mano Olga Bauer. Se enamoró locamente de él, de su actitud distante, de su palabra sabia, de su “voz de plata”.

 “¡Ay, cómo me gusta oírte, oírte, oírte… ¡Tu voz… Dios!”

El poeta, sin embargo, la rechazó. La jovencísima escultora decidió quitarse la vida. “Mi amor es infinito… La muerte es infinita… y la soledad”, escribiría.

Marga se fue a Las Rozas a casa de unos familiares. Escribió tres cartas llenas de turbación: a Zenobia, a sus padres, a su hermana Consuelo. Se metió el revólver en la boca y disparó. Los familiares avisaron a JRJ, el poeta llegó cuando la escultora expiraba. Tomó sus manos.

 Fueron momentos intensos, dramáticos. 

“Cuando agonizaba -escribió Juan Ramón-, henchida de virilidad, parecía decir: porque he querido”.
En un sobre cerrado, encontrado en su casa de Puerto Rico, con el epígrafe ‘Lo de Marga’, el poeta tras su muerte, en agosto de 1932 escribiría diversos poemas y versos sueltos:

 “Tu sufrimiento, muerta tú, se ha quedado expandido sobre mi, como el rojo del sol, después de puesto, por la tarde. Sentimiento sordo, profundo, concentrado, inmenso….”

¿Acaso un genio puede dejar de ser hombre?


Fuente:
revistadeartes.com.ar/revistadeartes-51/51_lit-juan-ramon-jomenez
huelvabuenasnoticias.com


TRES HAIKÚ PARA COMENZAR EL AÑO

Cactus y espinas bella flor nos brindará breve y fugaz. 11-01-2018 Verde la albahaca olorosa y pródiga siempre es ...